Tucumán | Joven trans violentado salvajemente

 

Tucumán | Joven trans violentado salvajemente

Un joven trans fue asaltado,  golpeado y violado por tres hombres en la provincia de Tucumán en la mañana del primero de mayo.


 Por Bruno

lucas

(Lucas subió videos a su facebook personal relatando lo ocurrido)

Lucas Mathías Gargiulo, un joven trans de 24 años, denunció que fue asaltado, golpeado y violado con una rama en la ciudad de San Miguel de Tucumán el miércoles 1º de Mayo.

El joven había salido junto a sus amigxs la noche anterior, en la madrugada esperó en la casa de su amiga hasta que se haga de día para volver a la suya. A las 9:30 am se tomó un taxi que lo dejó a tres cuadras de su casa, cuando bajó del auto comenzó a caminar por Paso de los Andes donde fue interceptado por tres hombres en moto.

«Era obvio que me venían a robar. Les entregué la billetera y el celular en el acto. Pero aún así comenzaron a golpearme hasta que no di más y me caí al piso. Ellos pensaron que yo era un chico gay, porque me decían ‘ahora te vamos a hacer machito, puto'», contó.

El joven comentó que los atacantes, mientras lo golpeaban, le sacaban la ropa, hasta que vieron sus genitales. «Buscaron una rama de un árbol y con eso me violaron. Yo lo único que quería era no mirar y dejar de sentir ese dolor», dijo Gargiulo a La Gaceta. Este salvaje hecho transfóbico ocurrió a media cuadra de donde se encontraban 5 policías, los cuales nada hicieron.

Al ingresar a su casa, donde vive con su tía, le contó que había sido asaltado y su tía le preguntó qué más le habían hecho ya que tenía el pantalón ensangrentado, luego de haber notado esto fueron directamente a la comisaría sexta donde los policías de turno le recibieron la denuncia, pero sólo por el robo y las agresiones. «No pusieron nada, pero nada, de la violación. Se los dije, que dejaran constancia, y me cambiaban de tema, no me escuchaban. Me mandaron a un médico forense en la Subjefatura de Policía, en la Chile y San Miguel, pero por las lesiones, no por la agresión sexual. Estuve dos horas esperando y recién me dijeron que el médico no iba a llegar, que venga a ver si lo encontraba a las seis de la tarde o que directamente fuera mañana (por el jueves 2)», relató.

Desde Las Rojas y el Nuevo Más denunciamos públicamente este horrible y lamentable hecho, que no es un caso aislado ya que todos los días se vulneran los derechos de las personas trans a pesar de la existencia de la ley 26.743 de identidad de género. No es solamente la comisaría sexta de Tucumán la que hizo oidos sordos ante la denuncia de Lucas, es el estado capitalista y patriarcal  el cual no nos brinda protección a nuestros derechos humanos, no nos brinda el cupo laboral trans, nos niega el derecho a la salud, a la educación y a la justicia; ni siquiera se aplica la educación sexual integral como lo indica la ley. Nos quiere invisibilizados, sin derechos, callados, violentados, discriminados, pero existimos, resistimos y vamos a dar la lucha hasta el final.

¡BASTA DE TRANSODIO! ¡JUSTICIA POR LUCAS!